Music Business Academy

Si el mundo bursátil fuera sencillo de entender todos tendríamos puestos más ojos en la bolsa que en nuestro trabajo del día a día. En las últimas semanas me ha dado por fijarme en la reacción de los mercados, de los pequeños y grandes inversores, a las noticias que venía entregando Spotify Technology. La semana pasada la compañía presentó los resultados del último trimestre de 2020 y arrojó por tanto datos completos y concretos de su crecimiento dicho año. Las reacciones no tardaron en llegar. ¿Es rentable Spotify?

Con los datos en la mano, . No hace falta ser un experto en bolsa para ver que el crecimiento de Spotify en el último año ha sido sobresaliente, con un aumento de casi un 220% en el precio de mercado entre el 1 de enero de 2020 y el 1 de enero de 2021.

En 2020 Spotify captó otros nuevos 25 millones de usuarios (free + premium) llegando a los 345 millones de personas que usan Spotify a lo largo y ancho del globo. De ellos, 155 millones son clientes de pago, premiums. Es decir en torno a un 40% de las personas que se fijan en Spotify deciden pagar por Spotify, algo realmente difícil de ver en cualquier plataforma que disponga de versión free y versión premium. De esta manera Spotify batió el record de 2019 (28 millones de premiums nuevos) en 2020 con un total de 30. Norte América y Europa siguen siendo las regiones donde más dominan el mercado con un gran aumento este año de usuarios en Rusia. Como dato curioso, en ese último trimestre el álbum más escuchado fue el de Bad Bunny, que también alcanzó el #1 en Billboard, algo que no pasaba para un disco en español en los 60 años que se lleva haciendo la lista. El podcast más escuchado fue ‘Caso 63‘, de Joe Rogan.

Pues bien. Con todos estos datos encima de la mesa muchos deben pensar que las cuentas salen, o deberían salir. Que Spotify es rentable y sus inversores están contentos con los resultados obtenidos en 2020. Puede que os sorprenda entonces saber que Spotify Technology bajó casi un 9% en bolsa el día en el que anunció estas cifras. ¿Cuál es el motivo?

Conoce nuestra actividad en SPOTIFY

La respuesta no es sencilla e insisto, me sigue sorprendiendo. Spotify es un servicio totalmente asentado en el mercado, como Netflix (a los que tampoco les va tan bien como podría parecer), y no debería haber dudas sobre su solvencia a largo plazo. La nueva apuestas por los podcast y otras posibilidades dentro de la app nos convencen también de una buena estrategia en investigación y desarrollo. Una de las dudas principales que deben tener estos miles de inversores que decidieron vender sus acciones la semana pasada es todo lo relacionado con la competencia. Apple, Amazon y YouTube han crecido más que Spotify en el último año. De manera consistente, de hecho, si hablamos de sus servicios de música por streaming. Por ejemplo, Apple Music creció un 25% en 2020 y Amazon Music hasta un 50%, con especial poder de captación en zonas tan importantes como Estados Unidos, Inglaterra, Alemania, Francia, Italia, Mexico, España y Japón. Amazon Music ha crecido en 2020 más del doble que en 2019, y eso, tratándose de un gigante como este… Asusta.

Pensar en el futuro, y más aún en el futuro a corto plazo, se antoja casi imposible. No creo que Spotify vaya a tener problemas para mantener su nicho de mercado, pero si es verdad que las sensaciones son buenas pero no estupendas. Con los artistas cada vez más descontentos también con el retorno que les confía el gigante del streaming, hay ciertas nubes en el horizonte. Sin embargo, Spotify tiene la infraestructura suficiente para hacer frente a todos estos escollos y seguir creciendo. ¿Qué pensáis vosotros?