El festival almeriense Dreambeach ha cerrado hace unos minutos su cartel para la edición de 2019. El evento, ya consagrado, y para muchos consolidado como el mejor festival de música electrónica del país, ha dado un gran impulso de calidad en las últimas confirmaciones, primero con los recién anunciados B2B de Joris Voorn & Kölsch y Tchami & Malaa, y hoy con más de 30 nuevos artistas y dos nombres que nos han dejado perplejos: Steve Angello y Knife Party.

Muchos de vosotros aún no se lo creen, pero es una realidad: Steve Angello estará por fin en Dreambeach, quizá en el año en el que menos se le esperaba. El sueco, inmerso en la más que conocida vuelta de Swedish House Mafia (que en menos de un mes regresan a los escenarios), no había confirmado hasta el día de hoy ninguna fecha en ningún festival del mundo en solitario, tan solo una breve residencia en Las Vegas. Este hecho hace por si solo que esta confirmación siente un gran precedente para los seguidores del artista, ya que confirma que el productor seguirá haciendo también cosas en solitario, y por otro lado significa una confirmación de alto calibre para Dreambeach, que añade así una buena dosis de progressive house al festival.

El segundo gran nombre que ha salido hoy a la palestra es el de Knife Party. El dúo ya estuvo en el evento en 2016, y vuelven 3 años después tras un nuevo periplo con Pendulum (cierre de Ultra incluido), en un año en el que además (parece ser) presentarán nueva música. Una actuación de las que tampoco nadie querrá perderse.

Cambiamos de tercio y nos centramos en el cierre de la parte underground del cartel. Muchos nombres también en este apartado, donde destacan el debut de la belga Charlotte De Witte (una de las artistas con más tirón del momento), la del veterano Steve Lawler, y la de los mediáticos The Martinez Brothers, referentes actuales de la escena ibicenca y unos de los grandes impulsores del gran momento del Tech-House. Además de estos tres, y del siempre incombustible Andrea Oliva, son varios los nombres nacionales añadidos al cartel: Anna Tur, Edu Imbernon, Hosse, Sergio Parrado y Raúl Pacheco, entre otros.

Nos vamos ahora hasta la parte más mainstream del cartel, para hablaros de la confirmación de Sam Feldt. El artista holandés, fuertemente ligado a Spinnin y con un correcto álbum el año pasado, pondrá buenas dosis de Deep y Tropical House al mainstage de Dreambeach. En el apartado “EDM” también hemos sumado en esta ocasión a Cat Dealers, Maurice West y el español DJ Nano.

Otro género que obtiene un refuerzo considerable es el hardstyle y hardcore, con las confirmaciones de Da Tweekaz para cerrar el show I Am Hardstyle, Warface para aquellos que busquen sonidos algo más duros como el raw y el hardcore y también se suman Aftershock y Toneshifterz.

En cuanto a la bass music, Herobust es el plato fuerte de esta tanda sumando algo más al dubstep que había previamente en el cartel. Uno de los artistas que más ha dado que hablar tras su b2b junto a Dubloadz y Spag Heddy en Rampage Weekend 2019. En cuanto al drum and bass, el siempre querido Oto es por fin confirmado para esta edición y también se une Mad Division, el dúo formado por el cantante de reggae Morodo y el DJ de jungle Benny Page.

También hay novedades en Urban Dream, una de las sorpresas del festival este año: un espacio de cultura alternativa y tendencias urbanas que ampliará la oferta musical en el horario de tarde (17:00-21:00 horas) con artistas de estilo Urban y Hip-hop. Hoy se ha sabido que Anier y Todo el Rato engrosarán el plantel, donde ya estaban Bad Gyal, Dellafuente, Fernando Costa, Foyone, Maka, Fusa Nocta… 

Las entradas se pueden adquirir en www.dreambeach.es, en oficinas de Correos, El Corte Inglés y plataformas como Entradas a tu alcance, Ticketea y Ticketbell. En este instante, el abono completo cuesta 74€, mientras que el precio del abono con acampada es de 103€. El festival también ofrece modalidades VIP con y sin acampada con precios desde 129€.