El DJ y productor neerlandés no defraudó en su nueva visita a la Ciudad Condal, ante un público muy entregado

Don Diablo regresaba una vez más a Opium Barcelona, el cosmopolita club barcelonés, siete meses después de su última visita a la sala. Esta vez, aterrizaba en tierras barcelonesas como headliner de una nueva edición de Springfest.

La noche empezó bien animada. Ya nada más entrar al club, lo primero que se divisaba desde las escaleras era la pista de baile. Una pista de baile que estaba completamente abarrotada. Sí, ya nada más escasos 15 minutos desde la abertura de puertas de la sala a las 00:00. Señal de la presencia de una visita internacional a la altura de Don.

Quizás te interese: Wololo Sound entrevista a Cristian Varela

El warm up vino a cargo de Alemany, DJ residente de Opium. El catalán apostó por temas house y tech house muy ‘pisteros’, que hicieron pegarse los primeros ‘bailoteos’ de la noche al personal asistente. Acto seguido, tomó el relevo Frank Caro, su compañero residente de Opium. Caro amenizó los minutos previos al inicio del set de Don Diablo con un sonido muy característico de sus conocidas producciones house.

Foto: Fran Torres

Quizás te interese: Tomorrowland llega por primera vez al ADE de Amsterdam

El codiciado DJ y productor neerlandés entró en escena a las 2 de la madrugada ante un público muy entregado y que llevaba cerca de dos horas esperando con muchísimas ganas la estelar aparición del gran Don. Su reciente producción ‘You’re Not Alone’ supuso el punto de partida de un espectacular set de casi dos horas de duración en el que no faltaron los grandes clásicos del artista.

Foto: Fran Torres

Temas tan conocidos por el gran público seguidor del DJ y productor como ‘Switch’, ‘Heaven To Me’, ‘Children Of A Miracle’, ‘AnyTime’ o su célebre ‘Anthem (We Love House Music)‘ no faltaron en su particular repertorio. De ahí viró hacia un par de nuevas ID’s que el público acogió con mucho entusiasmo y también hacia un sonido mucho más ‘underground’, propio de club, con temazos muy interesantes de nuevos y consolidados talentos de su propio sello discográfico, HEXAGON.

Contínuos lanzamientos de CO2 y confeti en los drops de los anteriores temas, dieron paso a la parte final de la sesión: remixes y más remixes que pusieron la piel de gallina. ‘High Hopes’, ‘Something Just Like This’, ‘Nothing Breaks Like a Heart’, ‘Keeping Your Head Up’… Ah, y el particular homenaje a Avicii no faltó tampoco en los últimos compases del set de la estrella del future house.

Foto: Fran Torres

Para cerrar una noche tan especial, Robert Falcon, el joven DJ y productor belga de 23 años, se puso a los platos tras el set del headliner. Un set muy enérgico en el que no faltaron sus últimas referencias sacadas por Revealed Recordings.

Don Diablo no defraudó y se metió al público barcelonés más internacional en el bolsillo con un set a modo de repaso por su gran trayectoria musical. Público y artista disfrutaron como nunca en una noche para el recuerdo. Sin duda alguna, fue una noche digna de un Oscar para el anfitrión.

Foto: Fran Torres