El fenómeno “fan”, tal y como lo conocemos, tiene más de 70 años de historia. Todos hemos sido fans de algo, hablemos de música, cine o deporte. Cada época ha tenido iconos en cada uno de estos ámbitos, y muchos de ellos son rápidamente reconocibles. Puedes ser más o menos afín a estas personalidades, pero casi todos reconocemos su mérito. O su tirón. Si comenzaste a escuchar música electrónica entre 2007 y 2013 seguramente les conozcas. Es de hecho muy probable que hayas escuchado alguna canción suya más de cincuenta veces. Queriendo o sin querer. Y también es muy posible que te hayas considerado “fan” de Swedish House Mafia. Los seguidores del trío sueco, y otros tantos seguidores de música electrónica contábamos los minutos, y el momento ha llegado. Axwell, Sebastian Ingrosso y Steve Angello vuelven a ser uno desde este pasado jueves.

Este fin de semana toda la escena electrónica estuvo pendiente de ellos. Crear tal expectación no está a la altura de cualquiera, y lo han conseguido. Quince años en lo más alto de la industria, tanto juntos como por separado, han hecho que muchos les consideren eso, iconos. Con temas como ‘Don’t You Worry Child’, ‘Save The World’ o ‘One’ el trío sueco han pasado a ser sin lugar a duda los artistas más aclamados de la escena y su actuación del pasado Ultra Miami 2018 generó más expectación que ningún otro concierto de un DJ del género y es que personalmente no recuerdo algo igual desde la actuación de Daft Punk en Coachella de 2006.

A raíz de aquel set, las ganas de ver con que nos sorprenderían Steve, Axwell y Sebastian tras su vuelta eran insuperables. Por todo esto, los días 2,3 y 4 de mayo se convirtieron en una fecha donde decenas de miles de fans han acudido a Estocolmo y millones han estado pendientes desde sus casas para ver que pasaba. Y pasó de todo.

Quizás te interesa: Swedish House Mafia actuará en Ibiza

Con este contexto podemos dar paso a lo que fue el show de Estocolmo en el que nos presentaron todo su trabajo durante los últimos meses en una sesión de algo más de una hora y media. Podríamos simplemente comentar la sesión tema a tema (cuyo tracklist puedes ver aquí) pero sinceramente creo que lo de este fin de semana pasó de ser tres DJs pinchando música a una reunión de nostálgicos de los suecos, perfectamente alimentados por un maravilloso espectáculo audiovisual. La formación creó una gran producción donde destacaban unas grandes visuales que eran el principal protagonista junto a la música. Las figuras de los tres DJs en su cabina flotante no eran más que simples ejecutores que quedaron muchas veces en segundo plano gracias a una iluminación que daba el protagonismo a parte visual que acompañaba a la música.

swedish house mafia estocolmo
El escenario flotante ha sido una de las sorpresas del show de Swedish House Mafia

En el apartado musical, Swedish House Mafia apostaron por abrir el set con temas más novedosos donde había alguna ID que parece mostrar el camino que seguirán. A partir de ahí el trio sueco hizo un repaso a su carrera con mashups de todos los grandes éxitos de Swedish House Mafia, Axwell & Ingrosso y de los tres por separado, donde no faltaron algunos discursos emotivos con el micrófono, para poner el broche de oro con sus temas más importantes como pueden ser la versión orquestal de ‘One’ creada en colaboración con Jacob Mühlrad, ‘Don’t You Worry Child’ o ‘Save The World’ con los que literalmente el publico lo dio todo.

Para entender lo allí vivido creo que hay que asumir algo. Lo que vivimos este fin de semana en Estocolmo no fue un set. Fue un concierto. Un formato que casi podríamos catalogar de live. Los parones entre temas, o los momentos de Axwell al micro, son algo que a muchos no les gustaría, pero que conforman la magia que rodeó al evento de principio a fin. Un aura única en un recinto del que muchos salimos pensando que ya nunca veremos nada igual. No a nivel de magia, de nostalgia, de sensación de sueños hechos realidad. Sensación de haber estado en un show histórico.

Haz click aquí para ver el set entero de Swedish House Mafia

¿Y ahora qué?

Entre el tracklist del set, el gran espectáculo a nivel visual y la parte emotiva que Swedish House Mafia han sabido dar al show, y aunque ningún fan sea el mismo musicalmente que en aquella época, pudimos revivir una de las etapas más emotivas para la música, recordar lo que nos ha hecho vivir Swedish House Mafia y esperar un futuro esperanzador para el grupo gracias a sus cuatro nuevas IDs. El tour acaba de comenzar, y cualquier suposición al respecto de que nos deparará en el futuro sería dar palos de ciego. No sabemos cuando verán la luz esas ID, no sabemos si el tour está cerrado, si les veremos en Tomorrowland, si se animarán con un álbum. Lo que si sabemos es que Swedish House Mafia volvió a salvar el mundo una vez más.

swedish house mafia estocolmo