Instagram Wololo Sound

Como ese jóven que volvió a casa de sus padres una vez finalizada la cuarentena, hoy venimos a hablar de la vuelta de Kölsch al sello que más confort y éxitos le ha dado. La relación de este danés y el sello Kompakt se remonta a una época en la que no existía COVID-19 ni apenas melódic house, ese género que lejos de dar sus últimos coletazos de vida parece más fuerte que nunca. Tan meticuloso e innovador como siempre, Kölsch puede decir que tiene ya a la venta un póker de discos de estudio, siendo este ‘Now Here No Where‘ estrenado en el día de hoy el último de ellos.

Con una estrategia un tanto diferente y curiosa para lo que los artistas underground nos tienen acostumbrado, mostrando su disco de muy poco en poco y en formato “singles”, este viernes es el primer día en el que ya podemos escuchar al completo las doce piezas perfectamente elegidas por este erudito del techno y el melodic techno para si nuevo LP. ‘Now Here No Where‘ es el D’Artagnan del equipo, un disco que rompe con la ahora ya cerrada trilogía de discos del productor titulados ‘1977‘, ‘1983‘ y ‘1989‘. Podemos casi asegurar por tanto que Kölsch quiere cambiar de rumbo en esta nueva etapa y en este nuevo disco surgido a raíz del tedioso confinamiento de hace unos meses.

Lo que no cambia ni un ápice es el talento y el estilo de Kölsch. Como si los años no pasaran por él, este productor sigue dando en el clavo track a track, aupado ahora en gran medida en el gran momento que vive ese género melódico que saca la sonrisa de nuestro danés preferido. Entre los hits que ya conocíamos y nos habíamos llevado a la boca anteriormente, me gustaría destacar en gran ritmo y atractivo de ‘Shoulder Of Giants‘, el segundo tema del LP, que a su vez es precedido de la emocionante intro titulada ‘Great Escape‘. Otra grata sorpresa nos la llevamos al encontrar esos ápices que nos recuerdan a la música trance en ‘Sleeper Must Awaken‘, o la épica contruida alrededor de ‘Time’, junto a Beacon, un lanzamiento que podría parecer la banda sonora de cualquier superproducción de Hollywood. Las vocales de Beacon las encontramos de nuevo ahora en ‘Pause’, otro de los temas claramente destacados del disco. Por último también tenemos que hablar de ‘Glypto‘, uno de los singles más emocionantes del álbum y que nos recuerda de alguna manera a ‘Grey’, el lanzamiento que aupó a Kölsch a la pole position de todos los charts hace unos años.