La discográfica uruguaya, Bunny Music, ha celebrado hace pocos días su aniversario como sello de tech house, alcanzado importantes logros en su corto año de vida. Su fundador, el DJ de 26 años Galoop, celebra el éxito conseguido dando las gracias en sus redes sociales y compartiendo con Wololo Sound los puntos clave de su trayectoria. 

Esta discográfica no es como cualquier otra, ya que inspira un concepto del techno muy distinto al resto. Cuando otros sellos tratan de representar la música electrónica y, en particular, la música techno como algo oscuro y underground, se da a entender que se trata de un estilo que no encaja con cualquiera. Es cierto que los profundos beats, bajos y sintetizadores que caracterizan este género sugieren un color negro o una fiesta en forma de rave para el oyente, pero, si algo define cien por cien al techno y al tech house, es la libertad de variantes y la falta de estereotipos dentro de él. 

Precisamente, desde Bunny Music se intenta reconvertir el concepto de techno, asociándolo esta vez a algo divertido, colorido y alegre, como bien defiende su fundador, Galoop. Con un estilo marcado de DJ surfista, Galoop busca, a través de la música, conectar con las personas y transmitir buena energía. «Siempre se puede aprender algo nuevo para crecer un poquito más día a día. Yo intento compartir mis conocimientos con los demás» nos explicaba. 

Nacido en Uruguay, comenzó su carrera profesional hace cinco años, aprendiendo de forma autodidacta a través de vídeos de producción en YouTube. El profesor escogido dentro de esta plataforma fue Sergei Rez, DJ que comparte con Galoop el concepto de open data dentro de la música, y que hace tan sólo unos días lanzó un programa de formación llamado DJ Challenge, junto a Woo Media y Surtribe Music Agency

En vista de ello, los sets de Galoop se centraron en sonidos más grooveros y pisteros dentro del Tech House y Deep Tech con influencias de Hip Hop. A día de hoy, esta es la música que más representa al DJ, no obstante, Galoop no se cierra a ningún sub género, incluyendo tintes de House, Bass House y Techno. Esto le permite ser muy versátil y poder adaptarse con excelentes resultados a cualquier horario de fiesta que le sea asignado, ya sea warm up, horario central o cierre. 

«Después de mucha práctica en casa, decidí hacer un curso presencial  de la mano de tres grandes referentes de mi país: Javier Misa, Daniel Anselmi y Cooptrol. Este curso me permitió afianzar mis conocimientos como DJ y productor» comentaba Galoop. 

Ese mismo año pinchó por primera vez con público presente. «En ese momento me di cuenta de que quería dedicar mi vida a esto» expresaba. Con muchísimo trabajo y esfuerzo creó su propio ciclo de fiestas llamado Bunny Producciones o Proyecto Altum en aquel momento. El objetivo principal de dicho ciclo era crearse a sí mismo un espacio donde mostrar su trabajo (tanto él como otros DJs emergentes). 

«En Uruguay es complicado hacerse un nombre dentro de la escena. Es un país muy pequeño y sólo hay 4 ó 5 productoras que hacen fiestas grandes, todas en el mismo lugar.  Si quieres hacerte hueco aquí tienes que llegar a tocar en una de esas fiestas.» 

Cuando hablamos de los mejores festivales de Latinoamérica, pudimos observar que en Uruguay no hay mucha cultura de la música electrónica, algo de lo que se lamentaba Galoop. «Por si fuera poco, a todo esto se le suma el pensamiento competitivo de muchos artistas. Piensan que, si uno crece, va a colapsar al resto». Es por eso que su pensamiento promueve la colaboración entre DJs. «Si veo que tengo un espacio para poder generárselo a otra persona, bienvenido sea. Nunca sabes cuánto va a llegar a crecer un DJ. Yo lo hago desinteresadamente, pero imagina que esa persona a la que has ayudado el día de mañana triunfa y te ayuda. Es como ida y vuelta, algo mutuo.»

Por suerte, Galoop se alegraba de que las nuevas generaciones de DJs no conserven esa alta competitividad y busquen la misma mentalidad que él. «Si nos ayudamos entre todos y crecemos entre todos es mucho más fácil.» Como resultado, y a pesar de toda esta contienda, Bunny Producciones consiguió, edición tras edición, formar una fiesta cada vez más concurrida y labrarse un leve nombre que permitió generar un público estable y así presentarse en varios lugares. Uno de ellos fue Otro Mundo, uno de los más importante dentro de su país, donde han pinchado artistas de la talla de Richie Hawtin, Nina Kraviz, Boris Brejcha, Charlotte de Whitte, Wade o Fisher. Su primera fecha oficial fuera del país se dio en Black Room, en Buenos Aires (Argentina). 

Durante 2020, debido a la pandemia mundial y, por ende, la ausencia de fiestas, Bunny Producciones no pudo seguir funcionando y Galoop se vio obligado a dar un paso adelante con otro proyecto relacionado: la discográfica. Manteniendo la imagen de Bunny Producciones, creó su sello digital musical, llamado Bunny Music (UY)

«El nombre de la discográfica reafirma mi concepto. En el momento de crear Bunny Producciones, me fijé en el resto de fiestas que estaban saliendo por aquel entonces. Todas ellas tenían en su nombre alguna palabra relacionada con la música: beat, house, techno… y yo pensé: ¿por qué no un nombre que no tenga nada que ver con la música electrónica? Mi película favorita desde que era chiquito fue Space Jam, de hecho, tengo un tema llamado 23 Jam con la a capela de esa película. Empecé a darle vueltas al nombre de Bunny y me pareció original. Me da la sensación de que el conejo es ese animal que todo el mundo ve lindo, alegre, tierno, justo como mi concepto del techno.»

Desde que se inauguró de forma digital Bunny Music, se han lanzado 22 EP. Gracias a su crecimiento tan repentino y sus tracks de calidad, artistas como James Hype, Latmun, Lexlay y Rafa Barrios han dado su support al sello, pinchando o colocando tracks en sus playlist de Spotify.

«Al comienzo dediqué mucho trabajo gratuito y en solitario, pero poco a poco el label comenzó a tomar forma y tuvo sus primeros lanzamientos. Esto fue clave para que los demás productores viesen que el sello estaba ya en marcha. Empezaron a llegar cada vez mas demos, lo que permitió aumentar la exigencia y poder aceptar tracks de mejor calidad.» 

La imagen de Bunny sigue creciendo a pasos agigantados y, al igual que la productora de fiestas, el sello fue creado con la intención de darle espacio a artistas que intentan lanzar sus primeros tracks a la industria musical. Por lo tanto, en esta discográfica no solo se busca buena calidad, también se alienta a DJs y productores emergentes a que envíen su material. Galoop aseguraba que «todas las demos son escuchadas y respondidas en el menor tiempo posible»

En paralelo al label, también se inició un canal de YouTube, donde se realizan tutoriales totalmente gratuitos para personas que estén dando sus primeros pasos en el mundo del Djing o de la producción musical. Una vez más, basándose en ese concepto de música libre que plantea Galoop, el cual decía que «si el apoyo es mutuo, crecemos todos juntos, incluida la escena, y al crecer la escena, crece también el abanico de oportunidades, creando espacios para todos.»

Desde el primer lanzamiento del sello, llamado Que No Pare del propio Galoop, hasta el día de hoy, Bunny Music ha seguido acumulando impresionantes logros. Dentro de Beatport, se recomendó el EP Soul en el Hype Picks semanal, producido por Skyhell y Nico Fucks. También, uno de sus EP alcanzó el Top 55 de Deep House, Sueños de Facu Baez.

«Gracias al sello, he podido conocer y contactar con gente de todo el mundo. He generado un vínculo con personas importantes de la escena, y a día de hoy puedo soñar con un tour por Latinoamérica y Europa cuando concluya al fin la pandemia» enunciaba Galoop. Mientras tanto, sigue dedicando tiempo a sus propias producciones, actualizándose musicalmente y mejorando cada día su técnica como DJ, su curso online de producción y por supuesto, también a Bunny Music (UY). 

Paula Guerra
Redactora&Community manager. Busco mi huequito en el mundo del Tech House. ¿A vosotros también os ha salvado la vida un DJ?