Instagram Wololo Sound

Esta semana, Audiojack, el dúo inglés afianzado en Ibiza, se puso en contacto con Robb McDaniels, CEO de la conocida plataforma musical Beatport, buscando una modificación respecto a los precios de venta de los temas, solicitando que los artistas son los que deberían poner los precios.

Te puede interesar: DropLabs lanzan unas zapatillas que te permiten sentir la música

El dúo formado por James Rial y Richard Burkinshaw explican en su carta pública como han intentado subir el precio de sus temas en la plataforma, recibiendo por respuesta que Beatport decide el precio en función de si el tema en cuestión se vende en exclusiva o no.

Como Audiojack, hemos lanzado en Beatport durante 15 años y tenemos una buena comprensión de los números necesarios para dejar huella. En estos días, un tema exitoso en Beatport podría vender 2000 copias, probablemente alcanzando el top 10 de su lista principal. Usando este ejemplo 2000 ventas x 20p significa que el artista podría recibir £400. Este es el mejor de los casos, en un éxito que es poco habitual. Incluso aunque fuera posible producir un flujo continuo de estos éxitos, no podríamos satisfacer nuestras necesidades básicas. ¿Cómo se supone que vamos a hacer música para ganarnos la vida si no podemos permitirnos vivir?

Entendermos que quieren ser el lugar más barato para que los Djs compren música y socavando la cometencia os da un mayor margen en el mercado pero lo hacen en detrimento de los artistas que quieren hacer música

La música electrónica es una industria de nicho en al que los compradores de música son en su mayoría otros DJ y seguidores apasionados de la escena. Desde la perspectiva de un DJ, no tendríamos ningún problema en pagar un precio más alto por la música que pinchamos para ayudar a los artistas a seguir haciendo lo que hacen; de hecho, lo agradeceríamos. Ser DJ no se trata de tener una gran cantidad de música barata, se trata de perfeccionar y compartir una colección personal de música de alta calidad, dicen. “Solo les pedimos una cosa: permitan que los artistas y los sellos discográficos establezcan el precio de su propia música en Beatport. Sea lo que sea, debería ser la elección de los creadores. Os imploramos que ya lideréis esto y actuéis ahora, por el bien de la escena y los artistas que proporcionan la banda sonora y, en última instancia, vuestra propia fuente de ingresos“.

Os dejamos con la carta original: