Ahora mismo que estamos en plena temporada invernal, comprobando en nuestras carnes el frío que nos azota día tras día, pocos son las personas o instituciones que pienses en gente menos favorecida y que tienen que pasar esta dura estación en la calle sin hogar. Pero el propietario de dos clubs de Berlin ha iniciado una campaña de admirar, que ojalá sea el precursor y muchos otros locales se apunten a la iniciativa. Astra Kulturhaus y Bi Nuu, propiedades de Torsten Brandt, abrirán sus puertas una vez a la semana durante los próximos meses para dar cobijo a estas personas sin recursos que viven en la calle, siendo el número de personas el estipulado por su aforo legal.

A State Of Trance vuelve a Madrid años después

Es un pequeño paso que sería notable si los propietarios de otros clubs alrededor de Berlín, Alemania, Europa o incluso el mundo tomaran nota. Y es que este movimiento solidario podría salvar de innumerables muertes que causa el frío en las personas sin hogar en los países con latitudes altas. Pasar de la música del fin de semana al ‘refugio’ entre semana simplemente es proponérselo. Brandt ya lleva a cabo un programa sin ánimo de lucro para desfavorecidos llamado GEBEWO y ha recibido numerosos agradecimientos.

Sarah Luhmann, encargada de prensa en el distrito berlinés de Friedrichshain-Kreuzberg donde se encuentran dichos clubs, ya felicitó la iniciativa y comentó: ‘Es genial cuando los clubs hacen estas ofertar y se meten en la responsabilidad social. Estamos felices de cualquier otra oferta que nos ayude a expandir el número de lugares para el frío’.