Cuando oímos el concepto de “DJ superestrella”, nuestras mentes se transportan -naturalmente- hacia una idea que incluye fiestas salvajes, cañones de confeti, aviones privados y botellas de champán que estallan sobre multitudes de adorables fans. Pero detrás de cada productor musical de la “lista A” se esconde un ser humano, como vosotros o como yo. Gente normal y corriente, que busca abrirse camino en la vida, lanzada a los focos por un talento musical supremo. Cuando los fans pudieron conocer, por ejemplo, a Tim Bergling, el ser humano que se esconde tras el conglomerado de la marca Avicii, el destino del sueco ya era trágicamente definitivo. Cuatro años después, los productores se animan -más que nunca- a decir su verdad mientras nos adentramos en las últimas profundidades de 2022. Pero abrirse sobre tus mayores traumas y momentos de desamor puede resultar a menudo más complicado de lo previsto, especialmente cuando te sientes asustado, o intimidado, como descubrió tristemente Liv Nervo en 2019. Ahora, la artista ha aunado fuerzas suficientes para contar los verdaderos detalles de lo ocurrido al medio inglés CULTR, representado por Jake Gable. A partir de esta entrevista, le daremos visibilidad a la situación una vez más en nuestro medio.

Liv es más conocida por ser una de las mitades del icónico dúo NERVO, y junto a su gemela Mim, la dupla australiana ha reinado como mayores artistas femeninas de la música electrónica durante más de una década. Actuando en escenarios legendarios como Tomorrowland y Creamfields, o con residencias en Las Vegas e Ibiza, la pareja ha demostrado ser un foco de inspiración para su dedicada base de seguidores #NervoNation, ocupando con frecuencia las 20 primeras posiciones en el Top 100 de DJ Mag. Pero a pesar de su super estrellato y de su positiva imagen pública en todo el mundo, la historia de engaño, manipulación y abandono de Liv ha agravado la experiencia de lo que debería haber sido su “familia perfecta”. A pesar de “una vida llena de fracturas” por parte de la ex pareja de Liv, Matthew Pringle, padre de la hija de Liv – que publica normalmente en las redes sociales oficiales de NERVO, pero a la que nos referiremos como “AP” de aquí en adelante – la historia de Liv es, en última instancia, una lección de esperanza y resiliencia…


“Estaba embarazada de 8 meses y tenía tendencias suicidas” Liv Nervo

“En realidad, ya estaba embarazada de seis meses cuando descubrí que mi pareja llevaba una triple vida“, reflexiona Liv, demostrando una autenticidad tremendamente cruda en su recuerdo. “Matthew (al que Liv llamaba cariñosamente “Chip” por su apellido), es de Auckland, y más tarde descubrí que tenía una pareja de larga duración allí (en Nueva Zelanda), ¡e incluso un par de hijos! En ese momento, cuando todo esto salió a la luz, desapareció por completo de mi vida, pero también de la de nuestra hija, y yo sentí una inmensa sensación de traición. Nunca me había enfrentado a un engaño así. También había que lidiar con el abandono de su propia hija. Una niña que habíamos intentado crear conscientemente”.

La desgarradora historia de Liv se vio agravada por la completa conmoción que le produjo saber que la parte paterna de AP, incluida la propia madre de su ex, optó por alejar a su nueva nieta, rechazando e ignorando su existencia.

“Lo que empeora las cosas es saber que su comportamiento ha sido avalado y apoyado por Lynnette (su madre). Es una traición generacional a mi pequeña AP, no sólo por parte de su papá, sino también de su abuela, porque supuse que la mayoría de las abuelas estarían encantadas de descubrir que tienen una niña preciosa y querida y querrían que formara parte de su vida. El rechazo de Lynette fue súper doloroso para mí, porque realmente me dirigí a ella en busca de apoyo y simplemente me ignoró. Ni siquiera quiso reunirse conmigo en Londres cuando estaba embarazada de 8 meses y tenía tendencias suicidas. Le rogué, y me dijo que “se esforzaría por volver a llamarme”, pero nunca lo hizo. No entiendo cómo una madre y una abuela pueden desconectar así su afecto natural. Es una situación muy difícil y extraña de afrontar. Su propio hijo fue aceptado por su segundo marido, y fue tratado como parte de su familia y se ha beneficiado enormemente de su padrastro. Sin embargo, mi hija pequeña es pariente de sangre y todavía la ignoran. No tengo palabras para describir ese doble rasero. Me ha abierto los ojos sobre todos los demás niños abandonados y rechazados. Lo siento por todos ellos. No parece que haya suficiente debate público sobre este tipo de trato hacia niños que se encuentran en circunstancias tan difíciles.”

La historia de Liv aparece de forma intermitente en las redes sociales de NERVO, y a principios de este año, lo hicieron a través de un emotivo post del “Día del Padre”. Las chicas parecen utilizar su plataforma para arrojar luz sobre los derechos de otros niños que se encuentran en circunstancias difíciles. Ahora, después de haber mencionado algunos de sus problemas a Sophie Ellis-Bextor en el episodio 25 del podcast ‘Spinning Plates’, Liv se explaya sobre este turbulento periodo de su vida. Recordando el momento en que tanto ella como Mim compartieron la noticia de sus embarazos con el mundo, Liv sonríe al pensar en tiempos más felices, su cálida sonrisa se extiende por su cara mientras acaricia los mechones rubios que caen a ambos lados de su cuello. Era el día de Año Nuevo, el 1 de enero de 2019, y las simpáticas gemelas habían compartido una foto íntima con sus millones de seguidores de Instagram, en la que tanto Liv como Mim sostenían sus respectivos vientres.

“¡Hubo incluso muchos comentarios preguntando si ambos bebés tenían el mismo padre!”, se encoge de hombros, refiriéndose a la idea de lo que habría sido una noche verdaderamente loca, incluso para sus estándares. “Pero mi pareja era ‘tímida’ y no le gustaban las redes sociales, mientras que la pareja de Mim era una figura pública, así que aparecía bastante en sus redes. Hablamos mucho de la planificación familiar… Incluso nombramos a nuestros hijos antes de que nacieran, discutimos dónde nos estableceríamos, daríamos a luz, etc. En el caso de Chip y de mí, el embarazo fue planificado, ya que utilizamos una aplicación que registraba mis periodos fértiles y programaba nuestras visitas en torno a ellos para poder concebir. Al igual que Mim y Uri. Pero tuvieron mucha suerte. Mim se quedó embarazada a la primera. Después sufrió dos abortos, pero afortunadamente desde entonces ha tenido otra preciosa pequeña con Uri y son muy felices”.


“¡Nos engañó de verdad porque confiamos en él!”Mim Nervo

“Bueno, conocí a Matthew cuando las chicas me lo presentaron”, explica Uri, pareja de Mim. “Él estaba con Liv antes de que yo estuviera con Mim, así que siempre estaba con nosotros cuando las chicas estaban de gira o actuaban. Bebíamos juntos mientras el show estaba en marcha, así que teníamos mucho tiempo juntos para ponernos al día a solas. Confiaba en él, pero me parecía raro en situaciones sociales, un poco diferente, pero simplemente pensaba que era un poco torpe socialmente. Las chicas son muy sociables y conocen a todo el mundo, pero él era un poco más reservado“.

“Nos hacía creer que era alguien que no es”, comenta Mim, mostrando el amor por su hermana que se espera de cualquier gemelo. “No era como si fuera un dios griego o algo así, ¿sabes? Sólo era… un tipo normal. Y Liv pensó que eso era lo que estaba recibiendo, pero incluso cuando se trataba de su empresa y de las cosas que hacía por trabajo… Bueno, parece ser que mucho de eso venía de su madre, como si fuera un niño de un fondo fiduciario o algo así. Nos engañó porque confiamos en él. Le permitimos entrar en nuestra vida, fue un elemento permanente con Liv durante los años que estuvieron juntos. Iban a todas partes y hacían todo juntos… ¡Ella lo quería! Y él parecía quererla también”.

Mim, Liv, Uri Sabat y Matthew Pringle

“Para ser sincera… No hay muchas chicas en esta industria que giren con nuestra frecuencia, aparte de algunas de las chicas del techno, o quizás Alison Wonderland, así que en ese momento tampoco sabíamos cómo dar la noticia a la industria. Todas las mujeres en cualquier trabajo, cuando se convierten en madres, tenemos esta ansiedad de que no nos van a tratar igual. Nos preocupa que se nos vea sólo como madres y no como la persona que éramos antes. Es un momento de transición para las mujeres y por eso esperamos a anunciar la noticia tan tarde sobre nuestros embarazos”.

“¡Me sentí como si estuviera viviendo en una película de terror!”Liv Nervo

Pero desde una suprema alegría, el único camino para Liv -poco sabía en ese momento- era hacia abajo, hacia una espiral negativa que provocó una “profunda depresión”.

Explicando emocionada los acontecimientos de ese turbulento periodo, Liv se seca las lágrimas mientras ahonda en su carpeta de recuerdos más oscuros. “Sentí que mi vida pasó de todo a nada. Recuerdo que subí un post en Facebook en Navidad de 2018, diciendo lo increíble que me estaba yendo la vida, a mis 30 años, pero luego boom, hubo esta bomba atómica que estalló unos meses después y entré en esta depresión muy profunda, que no compartí con nadie online. Mim lo sabía, pero recién ahora, después de tres años y medio, puedo hablar de ello sin llorar. Matthew y yo nos acabábamos de mudar juntos y en ese momento, había problemas y preocupaciones con respecto a que yo conociera a su madre… ¡Me parece tan obvio ahora cuando miro hacia atrás! Me había contado todas esas mentiras sobre su madre, sobre lo horrible y lo tensa que era su relación. Me mostró todos estos mensajes de texto para apoyar esta narrativa, pero más tarde descubrimos que había estado enviando mensajes de texto desde otro teléfono para mostrarme las capturas de pantalla, ni siquiera era ella. En el transcurso de los pocos años que habíamos estado juntos, yo había intentado quedar con ella muchas veces, pero ella cancelaba cada vez. Ahora sé por qué”.

“En diciembre de 2018, planeamos un viaje para finalmente reunirnos todos en Hawái, y en este punto, solo quería decirle que había estado con su Hijo durante unos años y cómo estaba realmente enamorada de él. Durante esos 2 años más o menos, ¡estábamos en las nubes! Fuimos a 3 bodas juntos, todo este tipo de cosas… Pero entonces, justo cuando Mim y yo estábamos a punto de volar allí (a Hawai), recibimos este mensaje diciendo que ella no iba a poder venir, y luego él envía un mensaje para decir que tampoco va a venir. Estaba furiosa. Mim también estaba enfadada, porque estaba embarazada de seis meses y, a estas alturas, hay que recordar que siempre estamos de viaje, así que cuando tenemos tiempo libre, es oro en paño. Tenemos que aprovecharlo al máximo con la familia, y queríamos volver a Australia por Navidad, así que perder nuestro tiempo en Hawai para conocer a la familia de Chip era exasperante. Estar en casa, en la pequeña y vieja ciudad de Melbourne, es muy importante para nosotras. Así que cuando él no aparece, y luego pone otra excusa unas semanas más tarde para no aparecer en Navidad, y yo también estaba embarazada de 4 meses en este momento… Quiero decir, no es la mejor situación. Pero, por supuesto, él inventó una historia sobre su salud mental que yo creí, y por el bien de nuestro bebé, seguí adelante y arreglamos las cosas.”


“Cuando has sido abusada, pierdas la confianza en la gente”Liv Nervo

“Cuando estábamos en Australia me di cuenta de que algo iba mal”, explica Uri. “Estábamos allí para conocer a todo el mundo porque las chicas estaban embarazadas el día de Nochevieja. Naturalmente, quería conocer a su familia porque estábamos creando una familia. Pero en ese momento, él no vino, así que fue algo que supuso una gran red flag, porque todos pensamos, ‘bueno, ¿qué está pasando? Siempre pensamos que se sentía un poco incómodo, pero en realidad era porque intentaba ocultar cosas.

Con estas “red flags” apareciendo en la conciencia de Liv con una regularidad alarmante, describe el momento en que encajó las piezas de su rompecabezas mental. “Teníamos que conocer a su abuelo Bernie, pero ahora, cuando miro hacia atrás, me doy cuenta de que he recibido todos estos vídeos de estas personas, como su familia, diciendo “Hola”, pero nunca dijeron “Hola Liv”. Mi nombre nunca aparecía en el vídeo. Así que cuando la bomba estalla, en tu cabeza, literalmente repites cada segundo de todo, todos los años juntos. Empecé a preguntarme por qué me llamaba por vídeo tan a menudo desde un coche, o en su oficina, y nunca en una cocina. Empecé a cuestionar a los amigos suyos que me había presentado, y me di cuenta de que muchos de ellos tenían negocios con él, por lo que no me iban a hacer dudar de que tuviera otras parejas. Así que hice un viaje sorpresa a Nueva Zelanda y esta mujer me encontró en su oficina, así que me preguntó quién era. Le digo: “Bueno, estamos juntos y estoy embarazada de 6 meses”, pero la mujer con la que hablo es la hermana de su otra pareja de larga duración“.

“Ella me dice dice: “Bueno, Matthew debería estar en el hospital esta mañana para recibir al segundo hijo de mi hermana”. En ese momento, empezó a llorar y luego desapareció. Parecía muy sorprendida de verme, y de descubrirme, y de repente me vine abajo. La mejor manera de describirlo es que me sentí como si de repente hubiera engullido mil cocas light. Ese mismo día, conocí a su madre, pero no conocí a su pareja porque estaba en el hospital dando a luz. No podía creer que me hubiera contado todas esas mentiras, y entonces me asusté mucho, porque pensaba… ¿Quién es este hombre con el que estaba? En ese momento, ya estaba demasiado avanzada para interrumpir el embarazo y me sentía como si estuviera viviendo una película de terror. Más tarde, supe que en realidad había estado con tres mujeres diferentes y que sus múltiples vidas se habían extendido durante más de una década”.

“Me sentí muy mal por Liv”, subraya Mim. “Porque ella también estaba embarazada pero tenía todo este estrés encima. Había creado un plan con alguien para formar una familia, pero esta persona en realidad estaba tratando de estafarla.”

“Algo con lo que estoy lidiando…” Liv continúa, “es el hecho de que mi pequeña es 2 meses menor que su hija, y no quieren tener nada que ver con nosotros. Matthew nunca ha conocido a su hija. No están haciendo nada para facilitar un vínculo entre los hermanos y eso es otra capa de trauma porque realmente sentí que cuando todo esto sucediera, al menos las hermanas se tendrían la una a la otra. Tal vez las madres también, no lo sé… Tenía la esperanza de que las mujeres traicionadas se unieran pero, en realidad, fue un caso muy diferente. Intento mantener la esperanza de que la parte paterna, su familia, la acepte de alguna manera, y quiera conocerla y valorarla. Ese es mi objetivo final, pero también he aceptado que no puedo obligar a la gente a hacer nada”.

Describiendo cómo el trauma la llevó a un estado de parálisis temporal, Liv continúa: “Me sentí congelada por toda la situación durante unos años. Las cosas se pusieron muy feas con los abogados, y la cosa se puso tan loca que incluso hackeó mi correo electrónico, lo que me hizo sentirme muy asustada. Me sentí silenciada por eso, y realmente congelada. No sabía dónde iba a parar. Tampoco sabía qué o a quién creer. Todavía no lo sé realmente. Eso es lo que pasa cuando te han manipulado y abusado durante años. Pierdes el sentido de la realidad y la confianza en la gente. Me petrificaba la idea de que si hacía algo malo, castigarían a mi hija, y yo sólo quería decirles que… Sería muy bonito que quisiera ser su padre o su abuela, y no castigarla por algo que no ha hecho. Debería haberlo sabido cuando estaba embarazada de 7 meses y Lynnette le dijo a Sarah (la pareja de Matthew en Nueva Zelanda) que… ‘Simplemente ignórala y se irá’“.

“Pero seguía esperando poder hacer algo, enviar más fotos adorables, cualquier cosa para atraerlos a querer a su nieta. Es difícil imaginar cosas que nunca harías, y aún más difícil de aceptar. Desde entonces, he emprendido un proceso familiar, porque he sentido una inmensa liberación, en realidad, al hablar de esto. Hay mucha curación en compartir historias. Nunca sabes cuándo tu historia dará fuerza a otra y viceversa. Casualmente, no fue hasta que empecé a hablar un poco de ello que él (‘Chip’) empezó a comprometerse de forma más constructiva con los abogados, así que por lo menos ahí se expresó algún deseo”.

“Me he dado cuenta de la suerte que tengo porque veo a todas esas mujeres… madres solteras, y me pregunto cómo lo hacen. Especialmente las que no tienen el apoyo que yo tengo. Realmente me cambió y ahora tengo toda una serie de problemas de confianza que necesito combatir. Como, por ejemplo, no he vuelto a salir con nadie. Porque hay una epidemia de gente con un carácter realmente bajo, que abandona a los niños, que abandona a las madres. Una cosa es que un niño sea puesto en cuidado porque los padres no tenían una alternativa como la adicción a las drogas o lo que sea, pero hay un montón de hombres blancos ricos de alto nivel que simplemente… se alejan… Y realmente me sorprende en un nivel tan profundo. Creo que nuestra existencia les da mucha vergüenza. Tal vez porque hay 20.000 fotos mías en Internet sosteniendo una botella de Jaeger o lo que sea… Pero odio aplastar esa ilusión: ¡mucho de eso es sólo espectáculo! Somos profesionales y trabajamos muy duro”.


“Se están perdiendo tantos momentos importantes de su vida…” Mim suspira. “Nunca se recuperará de eso, porque esa es su hija y eso es algo que siempre lamentará porque sólo tendrá esa edad una vez en su vida”.

“Te hace cuestionar…” Uri continúa: “¿Cuál es el problema? ¿Es el dinero? ¿Es la vergüenza social? Pero tal vez no sea necesario tener esa estructura que tenían nuestros abuelos ahora en 2022 , porque simplemente tratamos de normalizar las cosas a medida que los niños crecen y es una cosa espiritual o mental que hay que resolver.”

A pesar de la pena y la agitación con la que se ha visto catapultada, de bruces, en los últimos tres años, Liv sigue siendo optimista respecto a su futuro, sacando su teléfono y viendo las fotos de su hija, con una sonrisa cada vez más amplia con cada momento que capta la cámara. “AP es mi generadora de alegría”, afirma. “Ella es la que ha convertido este viaje en estable y positivo. Con el tiempo, he aprendido que las curvas llegan, y a veces son positivas. Como nuestra carrera. ¿Quién iba a saber que íbamos a tener una carrera de una década? Mim y yo no podemos creerlo. Ojalá nos hubiéramos convertido en madres 10 años antes, pero por aquel entonces, nuestro primer hijo era NERVO“.

“La maternidad nos ha permitido aprovechar esta faceta de empoderamiento femenino, ¡y nos alegramos mucho de que la gente parezca estar contenta con esa transición para nosotras! Puede que seamos DJs y productoras, pero en el fondo somos domésticas. Nos encanta cocinar, y nos parece tan natural y divertido, que me ha encantado cada segundo. Cuando esta bomba atómica estalló, me sentí mortificada, apenas podía funcionar. No sabía cómo iba a manejar el hecho de compartirlo online, y espero que los niños que han sido abandonados se sientan menos ajenos al saber que le puede pasar a cualquiera. Me encantaría que -digamos, en un par de años- el lado paterno de AP la abrace, se le permita conocer a sus hermanas y se acabe esta pesadilla de ser rechazada y disminuida… Aunque, tal vez, ¡he visto demasiadas películas con finales felices! He aprendido que la esperanza es difícil de matar”. Liv se ríe: “¡Y así de fácil, tengo el título de mi próxima canción!”.


Desgraciadamente, la niebla en la vida de Liv sigue siendo oscura en este momento, pero su valentía y su naturaleza directa al abrirse a un tema tan íntimamente personal y doloroso, inspirará -como ha hecho en numerosas ocasiones a lo largo de su carrera hasta la fecha- a otros con razones de esperanza y positividad.

Negándose a permitir que la ausencia de uno de los padres defina la vida de su hija, NERVO sigue utilizando su estatus para llamar la atención sobre temas que merecen ser tratados, dando valor a otras mujeres y madres de todo el mundo. Mientras ocurren los intercambios de notas de voz de AP con su madre (“¡No pierdas el avión, mamá!”, Liv corre por un aeropuerto de camino a otro espectáculo, y se ríe al decirle en nuestra entrevista que su hija crecerá llena de inmenso orgullo cuando se dé cuenta de que su mamá y su tía son “¡Las jodidas hermanas NERVO! ¡Qué guay es eso!”.

“Creo que cuando tenga la edad suficiente para ir a las discotecas ya habremos dejado de ser guays”, se ríe. Aunque, a juzgar por su éxito inigualable hasta la fecha, no apostaríamos en contra de que las reinas de la música electrónica sigan consolidando su posición en la cima en el transcurso de la próxima década.

Fuente: CULTR