La ola de calor en la capital de nuestro país se detuvo durante la noche del viernes en The Bassement Club por culpa de Nox Club y de un artista que debutaba en nuestro país. La primera aparición de Mochakk ante nuestros ojos (y oídos) entró como un vendaval de aire fresco. El brasileño viene pisando fuerte desde hace relativamente poco con sets frescos, perfectos para esta época estival. Pedro Maia a.k.a Mochakk vio despegar su carrera musical tras hacerse viral en las redes sociales gracias a la energía que desprende en cada sesión que, sin duda, se acaba trasladando a su público. Quisimos comprobarlo en primera persona en el que además fue el closing de la sesión, que se despide hasta… ¿septiembre?

Los encargados del warm up en esta ocasión fueron Héctor Llamazares desde Aquasella, y los locales y grandes conocedores de NOX y de la sala, Karretero y Upwards. Una sala rozando el lleno absoluto cayó rendida a los pies del DJ y productor brasileño, quien hizo las delicias de los asistentes tanto con sus propios temas como ‘Sechi & The Clown‘, como con tracks cosecha de otros productores, pero que nunca faltan en sus sets. En este último grupo se encontraba tanto los ya míticos ‘Toma Dale‘ y ‘Roll Play‘ de PAWSA, indispensables para el brasileño, como el edit de Tim Taylor a Billie Jean, del rey del pop, con el que casi se cae la sala.

Otro track que también desató la locura en el ambiente fue el remix de Ben Sterling al ‘Mind Dimension‘ de Tiga, que contó con la ya clásica performance del DJ. Entre los temas obra de Mochakk también se encontró ‘False Need‘, con el que entró por todo lo alto en Black Book Records, el sello fundado en 2017 por el DJ y productor británico Chris Lake. No cabe ninguna duda de que cuando Mochakk se pone a los mandos disfruta tanto o más que el público que lo está escuchando desde la pista. Sus pasos de baile y playbacks al son de la música, motivo por el cual se ha visto catapultada su carrera, no fallaron, y transmitió un buen rollo que se contagió por todo el club, creando un ambiente inmejorable para disfrute de todos los presentes. Al finalizar su set, el dj y productor no dudó en acercarse a los seguidores que le esperaban, así como a hacerse fotos y charlar con ellos un rato.

Un país que, por lo general, no ha estado nunca especialmente ligado a la música electrónica, como es Brasil, viene pegando fuerte en la escena y para muestra un botón. Junto con Vintage Culture, Mochakk ha sido otro de los partícipes cariocas de esta brillante temporada de Nox Club. Esta fue su primera vez en el club madrileño y seguro que no será la última.

Por su parte, Nox Club cumple otra temporada de éxitos. Tras la vuelta de la pandemia y el cambio de sala, el tiempo no parece haber pasado para una de las sesiones más interesantes de la capital actualmente. ¡Estamos deseando que ocurre en la 22/23!

Cofundador y redactor. Melómano, leonés y obseso de las cosas bien hechas. Imposible encasillarme en un sólo género. “Si quieres llegar rápido, camina solo. Si quieres llegar lejos, camina en grupo”