Una nueva visita a las pitiusas nos ha llevado hasta Hï Ibiza, el mejor club del mundo, para disfrutar de uno de los espectáculos más reconocidos a nivel internacional en lo que a lo visual fusionado con lo musical respecta: HOLO by Eric Prydz. ¡Así fue nuestra experiencia!

Cuando supimos los que serían los encargados de protagonizar las residencias en Hï Ibiza esta nueva temporada veraniega, sin duda HOLO by Eric Prydz fue una de las que marcamos en rojo en nuestro calendario… y la realidad es que acertamos de lleno.

Tras pasar la tarde en Ushuaïa Ibiza disfrutando del espectáculo de F*** Me I’m Famous de la mano de David Guetta (cuya crónica podréis leer en nuestra web en unos días), decidimos cruzar la calle para entrar al club número 1 del mundo. Nuestros primeros minutos en el lugar fueron de mera exploración, puesto que era la primera vez en Hï Ibiza del que escribe, y ya desde el inicio nos encantó la atmósfera, el ambiente y sobre todo la calidad de sonido en las dos salas principales.

Hï Ibiza desvela todas las residencias de la temporada 2023 con una épica programación

Heidi en el Club y Cristoph en el Theatre comenzaban a subir la temperatura y las pulsaciones de los allí presentes mientras que, en el cuasi secreto Wild Corner, eran The Menendez Brothers quienes ponían ritmo y sonido a la localización más curiosa del club.


Llegaron las 02:30 de la madrugada y la nave espacial de Eric Prydz aterrizó en la sala principal de Hï Ibiza. El espectáculo ya había comenzado y pronto pudimos observar los primeros fragmentos de láseres y de las increíbles visuales que nos acompañarían durante 2 horas que se nos pasaron volando.

La característica rata de Pryda, uno de sus alias más usados y que da nombre a su sello discográfico, infinidad de androides y diferentes maquinarias de lo más futuristas, elementos acuáticos, del espacio o la ya viral mano que aparece en escena y parece salir del plano 2D… estos elementos y muchos más pintaron el Theatre de verde, rojo y azul, los tres colores más predominantes durante esta actuación.

En lo que a lo musical respecta, tracks como ‘Sol’ (a la que acompañó un gran sol poniéndose en la gran pantalla tras el DJ), su track homenaje ‘Lillo’ o su archiconocido ‘Opus’ fueron algunos de los protagonistas durante estos 120 minutos en los que los ritmos y las visuales fueron de la mano en todo momento, componiendo juntos un espectáculo que sí o sí debéis presenciar al menos una vez en la vida.


Terminamos la noche al son de dos pesos pesados. El primero de ellos es Adam Beyer, otro de los residentes del Theatre. El sueco cerró la sala trasladando el sonido Drumcode al mejor club del mundo. Por su parte, puso la guinda a la noche en el Club el británico Patrick Topping con su característico tech house.

Este HOLO by Eric Prydz ya ha sido una realidad en algunos de los mayores festivales del planeta, pero este verano ha aterrizado en Hï para presentar una versión más íntima, más ligada al formato club y que igualmente supone una experiencia sensorial sin igual. La espectacularidad de las visuales, sumadas a la excelsa acústica y tecnología del Theatre hacen que HOLO Ïbiza sea sí o sí una de las residencias que no te puedes perder en tu visita a la isla blanca.

Escucho electrónica desde que era pequeño, y con el tiempo mis gustos se fueron endureciendo. Hoy en día, amante del hardstyle y rawstyle. PD: También me encanta la Fórmula 1, mi otra gran pasión.