La sesión SWING despedía su primer año en la capital este pasado viernes. Una de las sorpresas de la temporada en el cada vez más conocido e interesante Bassmnt Club presentaba a los ilustres alemanes Pan-Pot como protagonistas de una noche que prometía demostrar que en Madrid y en verano también hay clubbing de calidad. El resultado fue una auténtica delicia para los amantes del techno.

Thomas y Tassilo llevan muchos pero que muchos años en esto. Su perfecto dominio de los tiempos y de la pista son parte de un éxito que volvieron a demostrar el viernes ante un numeroso público. Y es que no es tarde para decir que Bassmnt Club es una sala perfecta para este tipo de eventos en los cuales un solo dj o formación protagoniza toda la noche. La cercanía de la primera fila con los artistas aporta esa sensación de conexión, intimidad y exclusividad que los amantes del techno más clásico bien supieron apreciar. Porque Pan-Pot son eso, techno de calidad. Alejados de la nueva y resistente ola de ritmos más agresivos, hard techno e industriales, los alemanes se mantienen fieles a un sonido propio que les ha acompañado durante décadas y que sigue funcionando a las mil maravillas.

Antes de esto, el encargado de abrir la noche era el residente de la marca SWING, Hitch. Se nota cuando este papel lo desempeña un DJ acostumbrado a esta tarea, por lo que vivimos un “extended warm-up” casi perfecto, subiendo poco a poco el tono y dejando la sala al punto justo para la llegada de Pan-Pot.


El dúo, con tres horas de sesión por delante, lo tenía todo dispuesto para realizar un set de lo más completo. La progresión de estos 180 minutos nos llevó por diferentes alturas y ritmos, siempre con una técnica perfecta y una selección musical muy interesante. Fue una buena demostración de cómo mantener la energía, la frescura y la contundencia en partes iguales a lo largo de la noche. Una sesión cautivadora y llena de dinamismo con una gran destreza.

La atmósfera en el Bassmnt Club esta noche fue electrizante, algo que quedó patente cuando se encendieron las luces, un momento ya clásico en la sala del centro de la ciudad. El tema elegido por Pan-Pot para el cierre, ‘Demente‘ de Andrés Campo, hizo que salieran a la luz (nunca mejor dicho) las últimas sonrisas y brazos al aire.

Bassmnt Club culminará la temporada estos dos próximos fines de semana con nivel: Sábado 15, Ben Sims en Laster Club, viernes 21, Trym en la misma sesión y sabado 22 closing oficial con la brasileña ANNA. Por su parte, aún no sabemos si SWING volverá a Madrid la temporada que viene pero desde aquí les animamos a ello. ¡Lo del sábado fue increíble!

Adrian Oller
Cofundador y redactor. Melómano, leonés y obseso de las cosas bien hechas. Imposible encasillarme en un sólo género. “Si quieres llegar rápido, camina solo. Si quieres llegar lejos, camina en grupo”